Bird fue el zorzal criollo de Buenos Aires

Bird fue el zorzal criollo de Buenos Aires

Compartir

No hubo cambios. Sam Bird hizo todo de manera excelente y tras liderar casi la totalidad de la carrera -sólo perdió la punta cuando ingresó a boxes a cambiar de auto- se quedó con el ePrix de Buenos Aires, valido por la cuarta fecha del Campeonato Mundial de la Fórmula E, disputada en las calles de la Costanera Sur de Puerto Madero.

El piloto británico se impuso sobre un insaciable Sebastien Buemi, quien luego de largar desde la última colocación llegó al segundo escalón del podio, ganándole el mano a mano por el liderazgo del certamen al brasileño Lucas Di Grassi, quien fue tercero.

Fue la tercera victoria de Bird en la Fórmula E, luego de sus victorias en Malasia y Londres, el año pasado. Esta sin dudas fue especial, ya que lo hizo por primera vez bajo la órbita de Citroen (DS) y con un auto en completo desarrollo. El equipo este año apostó fuerte y tras construir su propio motor eligió una transmisión directa, es decir sin cambios de marcha. Curioso resultan las posiciones del podio, ya que el ganador utilizó una caja de un solo cambio, el segundo, Buemi, una de dos cambios, y el tercero, Di Grassi, una de tres.

Las primeras diez vueltas tuvieron un intenso desarrollo. Sam Bird no dejó lugar a dudas y mantuvo la punta sobre Nicolas Prost. Precisamente, mientras el francés lo corría incesantemente, desde el fondo los líderes del campeonato arriesgaban y consumían sin contemplaciones la batería. De esta forma Di Grassi avanzó del séptimo al cuarto lugar en sólo 9 giros, mientras que Buemi al paso por el control en la vuelta 12 estaba 8°, habiendo superado 10 autos.

Apenas superada la mitad de la prueba las baterías pedían recambio y en el giro 18 prácticamente todos los pilotos ya habían ingresado a boxes. Sólo no lo habían hecho el escolta de la competencia, el portugués Da Costa, quien sufrió un problema con el software y dejó su auto parado en la mitad de la pista. Esto generó el ingreso del auto de seguridad, apretando el pelotón luego de los cambios de auto en los boxes.

En esta etapa de boxes Bird no sufrió mayores problemas, Di Grassi fue el beneficiado del abandono de Da Costa y del trompo que realizó Prost apenas salió de boxes con su segundo auto, cayendo al séptimo lugar, y Buemi, quien finalizó su excelente primera mitad de carrera saliendo de los pits en el cuarto lugar, para pasar rápidamente a Sarrazin.

Las últimas diez vueltas fueron a puro ritmo y con una impecable lucha entre Bird, Di Grassi y Buemi.  El piloto de Virgin contenía como podía al segundo y tercero. En la vuelta 29 Buemi construyó una excelente maniobra para saltar al segundo lugar de la carrera y asegurarse así el liderato del certamen.

Buemi no se conformó  y fue por la victoria. Atacó duro a Bird, lo intentó por todos lados y en la vuelta 34, el penúltimo de competencia, cada metro fue una seria amenaza para el ganador. Los niveles de batería bajaron de manera alarmante y el 1% con el que finalizó fue el indicativo de la falta lucha en el giro final.

El objetivo estaba cumplido. Luego de largar último las chances de irse como líder del certamen eran escasas, pero el segundo lugar le dieron cuatro puntos de ventaja sobre Di Grassi, que finalizó tercero, ya con 0% de carga eléctrica.

Bird voló bajo y se quedó con una victoria que recordará en el tiempo, aunque más lo recordará Buemi, quien sin dudas se hizo cargo de ser el principal candidato a quedarse con el título esta temporada.

SAM BIRD
"Lideré todas las vueltas, administramos bien la batería, quise cuidar porque sabía que sobre el final me iban a atacar. Tenía el fan boos a favor y sólo lo use en la última vuelta cuando sabía que la batería llegaba al final y así neutralizar el ataque final de Buemi".

SEBASTIEN BUEMI
"Fue una gran carrera, tuve un poco de suerte por el ingreso del AS, aunque me quitó dos vueltas para atacar. Pude corregir el error de la clasificación, se lo debía al equipo, y esto me llena de tranquilidad. Las baterías levantaron mucha temperatura y esto generó un pequeño problema con la regeneración de energía. De todas formas el trabajo fue fantástico".

LUCAS DI GRASSI
"No puedo quejarme. Fue positivo. Lamentablemente no pude mantener el segundo lugar ya que ataque a Bird una vuelta antes de que me pase Buemi; utilicé todo lo que tenía, hasta el fan boost, en ese momento. El me bloqueó bien y perdí un poco de tiempo, eso me dejó mal parado con Buemi, quien hizo una gran maniobra. Desde ahí sólo pensé el tercer lugar y en los puntos para el campeonato que estaba obteniendo".

Compartir