Hace 47 años se iba el auténtico "Speedy" Mexicano

Pedro Rodríguez fallecía trágicamente un 11 de julio de 1971, fue un piloto de automovilismo de velocidad mexicano por excelencia

Había sido un domingo trágico. Los diarios en México y el mundo no tardaron en relatar los sucesos.
 
En algunos medios internacionales se leyó: "El gran volante mexicano, Pedro Rodríguez, murió hoy en un hospital de Núremberg, unas horas después de haber sufrido un accidente en una carrera de la serie Europa en el circuito de Norsisring, Alemania". Tenía 31 años de edad.
 
El accidente ocurrió cuando la Ferrari Sport que conducía sufrió un reventón al encontrase con un auto que venía más lento y se precipitó contra el muro de contención.
 
El automóvil se incendió rápidamente. El piloto mexicano fue rescatado inmediatamente y llevado a una clínica, donde murió a las pocas horas.
 
Un vocero de los organizadores informó que un Porsche chocó levemente contra el Ferrari de Pedro, pero sin causarle demasiados daños, otra versión señaló que la Ferrari de Pedro Rodríguez de La Vega  se estrelló contra el muro de contención , rebotó y se precipitó sobre la pista, estallando en llamas.
 
La muerte de un personaje sobresaliente en el deporte es siempre un suceso lamentable, el caso de Pedro Rodríguez, lo fue aún mas.
 
Pedro había nacido en la Ciudad de México un 18 de enero de 1940 y fue desde niño un apasionado de la velocidad en cualquier tipo de vehículo, bicicletas y motocicletas en su infancia y juventud y mas tarde los autos.
 
Comenzó en las competencias automovilísticas gracias al apoyo económico de su familia, principalmente de su padre, quien invirtió enormes cantidades de dinero para apoyarlo.
 
Su debut internacional fue con tan solo 18 años en categorías como Sport Prototipos, más tarde, en la edición de 1958, Pedro hacia ya su debut en LeMans y un año más tarde correría en la misma con su hermano Ricardo.
 
De Pedro Rodríguez se decía que era un tipo fascinante, un hombre de excelentes gustos en el vestir, popular entre las damas, temerario y que en cada viaje se acompañaba de una botella de salsa picante y una lata de chiles jalapeños para acompañar su comida.
 
Fue en 1962, cuando la tragedia golpeó por primera vez a la familia Rodríguez. Durante los ensayos en una carrera no puntuable para el campeonato de F1, Ricardo Rodríguez, hermano menor de Pedro y considerado toda una revelación del automovilismo mundial, pierde la vida a bordo de un Lotus 24 en el Gran Premio de México al impactarse contra un guardaraill de protección.
 
El golpe emocional para Pedro fue enorme e incluso sus allegados mencionaban que llego a considerar el retiro del automovilismo.
 
Pero cuando la velocidad se lleva en la sangre el instinto se sobrepone a cualquier contratiempo y en 1963 y 1964 se alzaría con el triunfo en las "24 hs. de Daytona".
 
Compitió de manera irregular pero constante en la Formula 1 para equipos como Lotus,Ferrari y Cooper-Maseratti con quien consiguió su primer Gran Premio de Fórmula 1 en Sudáfrica.
 
pedro_rodriguez
 
En 1968, diez años más tarde de su debut en LeMans, Pedro conquistaría su primera victoria en el mítico circuito a bordo de un Ford GT40 Mk-I.
 
pedro_rodríguez_delavega
 
Se ganó el apodo en el mundo de las carreras de "ojos de gato" por su facilidad para correr durante la noche pero además de lo anterior, a Pedro Rodríguez lo distinguía una habilidad nata para correr bajo lluvia.
 
Amaba correr, pero también disfrutaba la buena ropa, la música, las fiestas, las mijeres  y la buena comida. Era intimo amigo de Ringo Starr, baterista de los Beatles.
 
Pedro Rodríguez de la Vega, uno de los mejores de su época y para muchos uno de los grandes de la historia.
 
Por su talento y su velócidad, queda claro que el auténtico "Speedy", no debió llamarse González, sino Rodríguez.