La Carrera Panamericana de México, un clásico

Se disputó la tradicional competencia con autos clásicos. La pareja Velázquez-Coronel ganó la Panamericana y el equipo TAG Heuer hizo podio.

Después de 7 días de intensa competencia y de sobrevivir a un accidente en la peligrosa carretera de Morelia en Michoacán, Hilaire y Laura Damiron cruzaron la línea de meta en Durango en la segunda posición con su Studebacker de 1954 “El Commander”.

Después de ganar todas las etapas cronometradas durante los últimos dos días de la carrera, llegaron pisando los talones del equipo ganador integrado por Emilio Velázquez y Christian Coronel. Con un tiempo total de 5 horas y 20 minutos con 09 segundos en las etapas de velocidad, Hilaire y Laura con sus TAG Heuer Carrera Heuer 01, obtuvieron el segundo lugar en el podio durante la ceremonia de premiación el viernes pasado.  

Hilaire dijo: “Este año, la fuerza mental, la confianza y el trabajo en equipo jugaron un papel esencial en nuestro desempeño. Esta carrera seguirá siendo una fantástica aventura humana en nuestras vidas”.  El viaje comenzó con las etapas de clasificación en Oaxaca en las cuales participaron setenta equipos internacionales. Algunos de ellos con espectaculares autos antiguos como Porsche, Jaguar, Oldsmobile, Dodge, Lincoln / Ford, Studebakers de 1953 y 1954, entre otros.

Hilaire y Laura Damiron, quienes ganaron la edición 2016 de la carrera, terminaron primeros de las etapas de clasificación y tomaron la delantera al inicio de la carrera. Pero poco después, las malas condiciones climáticas y el aumento de las dificultades provocaron un accidente.

En el cuarto día de carrera en las infinitas curvas cerca de San José de la Cumbre, uno de los puntos más altos en el camino a Morelia entre las montañas altas del estado de Michoacán y los terrenos bajos de Tierra Caliente, "El Commander" chocó contra una pared a 100km por hora. El Studebaker tuvo que ser remolcado y el equipo técnico de Hilaire y Laura trabajó sin parar durante más de 9 horas para lograr que el automóvil volviera a la carretera a la mañana siguiente.   

Sin embargo, a pesar de su extraordinaria habilidad para superar muchos obstáculos y ganar las quince etapas de velocidad durante los últimos dos días, la penalización de 2 minutos que se les otorgó el día 2 les quitó la primera posición en el podio.   

Esta carrera de 7 días y 3.000 kilómetros de ruta es uno de los eventos más prestigiosos en la historia de las carreras de autos. Celebrada por primera vez en 1950 y patrocinada por las autoridades mexicanas para promover la nueva carretera Panamericana, atrajo rápidamente a conductores de todo el mundo. Inspiró a Jack Heuer, el nieto del fundador relojero suizo, a nombrar lo que se convertiría en uno de los relojes de pulsera más emblemáticos del mundo: el Heuer Carrera.

La marca nunca dejó de rendir homenaje a la carrera que se suspendió en 1955 por razones de seguridad y fue revivida en 1988. Realizada anualmente desde entonces, hoy en día es la última carretera de alta velocidad que se realiza en carreteras federales bajo la dinámica de rally.   Este año, TAG Heuer lanzó el Carrera Heuer-01 Edición Limitada México, un cronógrafo automático de 43 mm con una esfera negra con 3 contadores.

La imagen del ángel de la independencia de México se aplica en el contador de las 9 hrs y en la parte trasera de la caja. La caja y el bisel fijo del taquímetro están en negro cerámico mate. Es resistente al agua hasta 100 metros. Una correa de caucho negro completa este look deportivo y elegante.