Rossi, entre las evoluciones y la pelea contra el tiempo

Toyota presentó un Corolla renovado, con innovaciones aerodinámicas. Matías Rossi fue gran protagonista en Mendoza, pero quedó a 54 puntos de Ardusso

El Toyota Gazoo Racing dio la primera señal del poderío que tendrá el Corolla de Súper TC 2000  -con el trabajo de ingeniería proveniente de Alemania-, en lo que resta del campeonato, luego de presentar un auto totalmente renovado aerodinámicamente en San Martín, Mendoza, y con un rendimiento superlativo. Aun se esperan más desarrollos para las próximas carreras, aunque ya pasaron tres fechas y Matías Rossi, a 54 puntos de la cima del campeonato, sigue perdiendo terreno con respecto a sus principales rivales en la lucha por el título.

“La evolución que se manifestó en el CFD (programa de análisis aerodinámico) es descomunal. Pero muchas veces, ese avance no se traslada en los mismos porcentajes a la pista. Este fin de semana nos llevaremos una impresión de dónde estamos parados”, anticipaban desde el seno del Toyota Gazoo Racing Argentina, antes que los Corolla salieran a la pista mendocina. Y no tardaron mucho tiempo en sacarse las dudas. Rossi se quedó con el primer entrenamiento.

Es otro Corolla. Estéticamente diferente. Con aditamentos aerodinámicos nuevos. Alas en la parte delantera sobre la zona plana que fue liberada este año para trabajar por encima de la zona del “paragolpes” y los pasarruedas, alas detrás de las ruedas delanteras que direccionan el aire hacia los laterales, branquias laterales en el capot, un nuevo diseño del alerón trasero, y “muchas modificaciones que no están a la vista”, según le confiesan a carburando.com desde adentro del equipo.

Fue el primer paquete de mejoras, que llegaron desde la base alemana de Toyota Gazoo Racing en Colonia. Avances que aun pueden ser perfeccionados, ya que ni siquiera habían sido probados en el túnel de viento. Por las urgencias, primero se aplicaron a la pista y recién serán ensayados en el túnel de viento luego de la próxima fecha del Top Race, cuando los ingenieros Gustavo Aznarez y Diego Bruna vuelvan a viajar a Alemania, dentro de 15 días.

Es poco probable que algunas mejoras lleguen para Potrero de los Funes, la próxima cita del Súper TC 2000 que será dentro de menos de tres semanas. Y el objetivo del equipo, para la carrera de San Luis, será incorporar estas innovaciones en los autos de Damián Fineschi y Manuel Luque, ya que por cuestiones de tiempo solo pudieron ser adaptados a los autos de Rossi y Julián Santero para el último fin de semana.

Toyota Gazoo Racing Argentina ya tiene un Corolla competitivo. Al nivel de sus rivales de referencia. Y hay confianza en que aun no se haya alcanzado el techo de desarrollo. Sin embargo, los abandonos de Rossi en Buenos Aires y en la segunda carrera de Rosario ponen al equipo en el compromiso de acelerar los procesos. Ya no hay margen de error, cumplidas tres de las doce fechas del certamen. Está quinto en el campeonato, con duros rivales por delante. Está a 3 puntos del cuarto, Mariano Werner, a 17 unidades de Agustín Canapino y Leonel Pernía que empatan en puntos y a 54 del campeón Ardusso que vive un arranque de año histórico.

Rossi volvió a tener seguridad y confianza en su auto. “Van a ver el misil que voy a tener pronto”, avisa el ex campeón de la categoría que necesita reverdecer los laureles. Pareciera tener la convicción de que el Corolla que manejó en San Martín es apenas el prototipo del que volverá de Alemania con todo el proceso de desarrollo incorporado. Aunque también es consciente que el tiempo es su principal rival.

Leer La carrera de las trompas