El BMW M8 fue presentado como auto de seguridad de motoGP

El auto de seguridad fue estrenado en Austria y es una versión cuatro puertas del M8 con motor V8 biturbo de 625 caballos de potencia.

Hace poco se vio cómo el fabricante alemán BMW juntaba en el circuito Red Bull Ring coincidiendo con el Gran Premio de Estiria de MotoGP, la nueva generación del M4 Coupé y su versión de competición. Pero esta pareja de automóviles no ha sido la única protagonista del fin de semana ya que también se ha presentado el Safety Car de la temporada 2020 para la categoría reina del motociclismo: el BMW M8 Gran Coupé. Cabe recordar que el ganador de MotpGP se llevó como premio un M4 Coupé aunque todavía no ha sido lanzado oficialmente en el mercado europeo.

Desde 1999, BMW ha estado garantizando la seguridad de las carreras de motos a más alto nivel y ahora, el M8 en su verisón de 4 puertas será la punta de lanza de toda la flota de vehículos dedicados a estas tareas. Para la ocasión, el modelo alemán de altas prestaciones ha recibido una decoración muy llamativa que destaca por unos gráficos asimétricos, basados en los típicos colores M, y una zona negra mate con revestimiento anti-reflejo, ideada para mejora la óptica de la cabina y aumentar el enfoque del conductor.

BMW M8 versión cuatro puertas en MotoGP

Para ejercer sus tareas de auto de seguridad de la mejor forma posible, el BMW M8 Gran Coupé ha sido equipado con abundantes piezas del catálogo M Performance. Entre ellas se encuentran la cubierta del motor en carbono, material que también está presente en las tapas de los espejos retrovisores, el alerón trasero y el difusor, así como en los laterales de la parrilla frontal y en determinadas áreas del paragolpes delantero. Otros elementos destacados son un volante específico, la barra de luces en el techo y unos asientos deportivos Recaro.

“Nuestra aspiración es hacer uso de toda nuestra experiencia, nuestras innovadoras tecnologías provenientes del deporte del motor y las nuevas ideas para garantizar la seguridad en MotoGP. El BMW M8 Gran Coupé MotoGP Safety Car es el último ejemplo de esto en la ya larga serie de vehículos de seguridad utilizados. Con su rendimiento de 625 CV y ​​muchos componentes desarrollados con nuestras participaciones en el deporte del motor, como el chasis y el sistema de frenos, está perfectamente equipado para sus funciones en todos los circuitos del mundo”, comenta Markus Flasch, CEO de BMW M.

El encargado de dar vida el M8 Gran Coupé es un motor V8 biturbo de 4.4 litros que desarrolla 625 caballos de potencia y un par máximo de 750 Nm, asociado a una caja de cambios automática de ocho velocidades por convertidor de par que envía toda la energía a un sistema de tracción total. Gracias a ello, este BMW puede alcanzar los 100 km/h en 3,2 segundos.

BMW M8 versión cuatro puertas en MotoGP