EN POSADAS, VOLVIÓ EL "SAMURAI"

Diego Pierluigi volvió a ser protagonista en Posadas. Dio batalla a un ritmo de podio aún sabiendo que no terminaría la carrera, prefirió “guardar la moto” que esta en pleno desarrollo para evitar una rotura.

La nueva Honda CBR 1000 SP1 del equipo Honda Gregorio Racing se encuentra en período de desarrollo. En el regreso de la marca a la categoría, el equipo oficial se encontró con que no había suficiente información para transformar una moto de serie en una moto de competición.

El plan estratégico trazado por el equipo dirigido por Fernando Gregorio, fue enviar al Ingeniero Octavio Brusaferri a la filial británica de la Casa del Ala Dorada para traer la información y piezas necesarias para nivelar a la marca con el resto, que ya cuentan con años de desarrollo. Brusaferri recibió todo el paquete informativo del equipo Honda del Campeonato Británico de Superbike (BBS), sin embargo, aún las motopartes racing están demoradas en la Aduana Argentina.

El 7 veces campeón argentino, Diego Pierluigi, nos lo explica: “Trabajamos mucho el sábado por la noche logrando dejar una moto con mucho más feeling. Volví a sentirme cómodo en la moto. La realidad es que estuvimos peleando adelante aún sabiendo que no íbamos a terminar la carrera. Pero ha sido un gran paso adelante, volví a sentirme competitivo”.

Con respecto a la moto manifestó: “Nos faltan aún piezas importantes. Tenemos un radiador original que con la electrónica instalada levanta temperatura. Nos hace falta un caudal de agua mayor: Un radiador racing. Con el calor de Posadas la moto levantó temperatura elevándose a 103/104 grados y haciendo caer el rendimiento en casi 10 cv. La electrónica misma te atrasa el motor apropósito poniéndose en “setting” o modo de emergencia para evitar la avería del motor y fue allí cuando decidí ingresar a boxes”.

Para Rio Cuarto, estamos esperando que lleguen las piezas faltantes, como el radiador de carrera y nueva electrónica racing. Allí vamos a tener una moto muy competitiva”. “Estoy con ganas y confianza” “Creemos que va a ser un punto de inflexión para nosotros. Estamos con mucha fe”. finalizó.

Si bien Rio Cuarto, es un trazado de velocidad pura donde las Honda suelen sufrir un poco por cuestión de caballos, el equipo Honda Gregorio Racing tiene un profundo conocimiento del circuito y saben los puntos fuertes donde sacar provecho al veloz trazado cordobés.

Foto: Motoclik