¿Es posible el regreso de Fernando Alonso a la Fórmula 1?

El futuro del excampeón es una incógnita, pero en Europa se habla de su regreso que podría ser con Renault. ¿Hay chances reales?

El futuro de Fernando Alonso es una incógnita. Pero en el revuelo que vive la Fórmula 1 con el mercado de pases a pleno,pareciera que lo que era imposible hace semanas se vuelva probable con el paso de las horas. El cimbronazo que involucró a Ferrari. McLaren y Renault ha movido las piezas de manera tal que hace horas se hablaba de la llegada de Carlos Sainz a Ferrari, hecho que ocurrió, y ahora se empieza a mencionar la posibilidad del regreso de Alonso a Renault.

Marc Gené en una nota periodística ha dicho esta noche, que está seguro que en 2021 habrá dos pilotos españoles. Uno es Carlos Sainz, ¿el otro?. Sin dudas Gené tiene alguna información relacionada con el caso Alonso, aunque tratándose del ex-campeón se sabe que no le gusta quedar en el medio de una negociación, menos a esta altura de su vida en la que ya ha ganado casi todo lo que se propuso.

A Alonso no le suele interesar el tema en momentos de máximo estrés. A sus 38 años, desligado de la F1 desde noviembre de 2018, campeón mundial de Resistencia (WEC), compañero de estructura de José María López en Toyota Gazoo Racing y en las 24 Horas de Le Mans (dos veces), concursante en las 500 Millas, muy buen competidor en el Dakar, el español propone de nuevo un interrogante sobre su futuro.

Hace un par de semanas, Alonso lanzó una encuesta a sus 2,5 millones de seguidores en twitter. "Imaginemos...", sugirió. Cuatro opciones: Mundial de Resistencia, Dakar, IndyCar y Fórmula 1. La respuesta de 113.000 personas fue abrumadora: ganó la F1 por goleada (82%).

Hace menos tiempo, el 5 de mayo, el piloto habló en un chat de las 24 Horas de Le Mans. "Yo sé lo que voy a hacer el año que viene, espero anunciarlo pronto". Y añadió para apoyar su argumento: "siempre dije que las nuevas reglas de la Fórmula 1 podían hacer que volviese a tener hambre, pero ahora las nuevas reglas se han retrasado hasta 2022".


El importante cambio reglamentario que pretende igualar la Fórmula 1 y evitar monopolios en victorias y títulos se ha retrasado, por el coronavirus, de 2021 a 2022. Alonso ha insinuado que quería regresar a la Fórmula 1 en 2021 en algún auto capaz de luchar por las victorias, aprovechando el cambio de reglamento.

Y volvió sobre su futuro. "Es una pregunta que he estado respondiendo desde 2018. Quería experimentar algo diferente, como el WEC, Daytona o Dakar, y también quería dejar de lado un poco la F1 y su ecosistema". En realidad, es una pregunta que lleva respondiendo desde 2005, en su primer título de F1.

La posibilidad de su regreso a la F1 es complejo, pero no imposible. En Mercedes lo tiene difícil si Hamilton renueva, que parece lo lógico puesto que es el auto triunfador de los últimos seis mundiales. Hamilton no querrá a un enemigo de ese nivel en su box.

Ferrari ha apostado por Leclerc y Carlos Sainz y dejó de ser opción. Red Bull cuenta con Max Verstappen, el joven estrella holandés, y con el tailandés Albon. El equipo suele promocionar a los jóvenes de su academia, y un contrato para Alonso parece fuera de su interés.

Descartadas las tres escuderías que en los últimos seis años han copado los podios y los éxitos, le queda a Alonso solo el camino de Renault, equipo en el que ya estuvo.

Tras todos estos movimientos, incluyendo a McLaren, el asiento de Renault queda libre, con Esteban Ocon como único piloto confirmado para 2021. Y Martin Brundle, ex piloto y actual comentarista de ‘Sky Sports’, puso a Fernando Alonso en la concreta chance del regreso a la Fórmula 1 de la mano del equipo que le hizo bicampeón en 2005 y 2006.

Por si fuera poco, Renault publicó una fotografía en las redes sociales recordando al Alonso campeón con sus colores precisamente este miércoles, y el piloto español no dudó en responder con un emoticon de diablo y una imagen de una tribuna llena del color azul que tanto le representó.

¿Es posible el regreso del excampeón?

¿CÓMO ESTÁ HOY RENAULT?

Solo le quedaría Renault, con quien fue campeón del mundo dos veces, pero el Renault actual no es el de entonces. El equipo francés no gana una carrera desde hace doce años, 2008, Gran Premio de Japón, con Alonso. Martin Brundle, comentarista de la televisión inglesa, aseguró que Alonso y Vettel se están disputando un volante en Renault. El año pasado el equipo terminó quinto de diez equipos en el Mundial de constructores, con solo 91 puntos y ningún podio. No parece la mejor opción de Alonso para volver a ganar carreras.

Renault ha perdido a Daniel Ricciardo, que restará con McLaren el año que viene. Cyril Abiteboul se lo ganó en su momento a Red Bull para demostrarle a todo el mundo que él iba en serio, que su equipo aspiraba a todo en la categoría reina. Pero ahora ya no estará...

El principal problema de Renault no es que necesite a un piloto rápido. El principal problema de Renault es que su matriz, la marca de autos que Luca de Meo presidirá a partir de julio, está  en medio de una crisis económica profunda que arrastra desde antes de la pandemia del Covid-19 y que ahora se verá agudizada por las repercusiones de ésta en la industria automotriz.

Y aunque la Fórmula 1 es un gran expositor, en momentos de crisis los fabricantes suelen cortar presupuestos. Renault vendió su equipo en 2010 y se quedó como simple motorista, para luego volver a finales de 2015 cuando la situación volvía a repuntar. Pero ante el fracaso del plan deportivo de Abiteboul, es sólo cuestión de tiempo que Luca de Meo u otro directivo vuelva a poner el debate de seguir o no, sobre la mesa.

EL PAPEL DE FERNANDO ALONSO

Fernando Alonso puede jugar un papel determinante. Para Abiteboul, Alonso sería un salvavidas. Contratar al español le daría un argumento de peso para demostrar ante Renault y defender que todavía merece la pena invertir en la Fórmula 1, porque, aunque no lleguen a triunfar, siempre podrán contar con el apoyo y proyección de un piloto de primera categoría.

Renault ya pagaba un contrato de más de 20 millones de euros con Ricciardo. Ese monto es más o menos la mitad de lo que Alonso percibía en su momento, pero es mucho más de lo que se pueden permitir la mayoría de escuderías hoy. De modo que Fernando Alonso puede ver un asiento libre en Renault y Renault puede ver en Fernando Alonso un argumento para justificar su supervivencia. Los resultados deportivos son la prioridad para el español, pero es posible que esté ante la última oportunidad de ser parte en un proyecto de la categoría que de verdad dependa de él al 100%. 

Alonso valorará en esta horas muy bien qué quiere hacer con su carrera. Es consciente de que en Renault no puede ganar carreras al día de hoy, de modo que volver inevitablemente lo obliga a un cambio en las ambiciones deportivas, al menos a corto plazo.

El único asiento de un auto potable en rendimiento inmediato es el Red Bull, donde sabe que Alexander Albon termina contrato este año. Pero Alonso sabe que Red Bull no lo necesita.

Pero Renault, sí lo necesita.