IMSA retornará con público limitado y camping en julio

La categoría norteamericana regresará a la actividad, en Daytona, con 5.000 asientos de la tribuna disponibles y un sector para camping habilitado.

IMSA, la categoría de carreras de resistencia de los Estados Unidos, regresará a la acción el próximo 4 de julio, con una competencia de 2 horas y 40 minutos en Daytona, que tendrá habilitados 5.000 asientos de una tribuna y un sector limitado para el camping, según anunciaron ayer las autoridades del circuito del estado de la Florida.

Luego de un trabajo en conjunto con los funcionarios de la salud pública y las autoridades locales, estatales y federales en los protocolos y procedimientos de seguridad, el Daytona International Speedway ofrecerá 5.000 lugares para los fanáticos en la tribuna de la recta principal y un número limitado para acampar en el sector ubicado entre las curvas 1 y 2, cerca de la curva del Carrusel

Las entradas podrán adquirirse a través del sitio web del circuito y solo estarán disponibles para los fanáticos residentes en el estado de la Florida. Además, cada espectador será evaluado antes de ingresar al autódromo, se les exigirá que se cubran la cara y se mantengan a seis pies de distancia social dentro de los sectores habilitados del establecimiento.

 Esta carrera representará la segunda fecha del campeonato y el regreso a la actividad luego de la apertura del certamen justamente con las 24 horas de Daytona, el 24 de enero. Luego debió cancelarse la carrera de Sebring y ahora se planifica el regreso con una carrera que comenzará con el atardecer, a las 18.05 hora local, y finalizará con las luces artificiales.