Kris Meeke quedó conforme con su debut en Toyota

Kris Meeke debutó con el Toyota Yaris WRC en Mónaco y quedó muy conforme con el fin de semana realizado.

El norirlandés Kris Meek debutó en el Toyota Gazoo Racing la semana pasada y calificó el fin de semana de "fantástico".

A pesar de perder tiempo cambiando una rueda al principio, terminó sexto en su primera participación en el WRC en más de ocho meses.

Fue el más rápido en el shakedown, el segundo más rápido en cuatro especiales y obtuvo el máximo de cinco puntos de bonificación en la último tramo del Power Stage.

Meeke reivindicó que parte de la razón de su confianza en el Yaris fue un período difícil de conducir el C3 de Citroën, que culminó con su ida del equipo a mediados de la temporada pasada de una manera muy traumática.

Sin dudas Meeke sufría en Citroën y comenzó disfrutando en Toyota.

Kris Meeke

"Me he adaptado más rápido de lo que pensaba con el coche y creo que eso se debe a mis problemas en los últimos dos años", dijo Meeke en Montecarlo.

Luego agregó muy distendido y contento: "Esta semana, como vimos en el shakedown, pude volver a entrar inmediatamente. No había estado en ese ambiente en nueve meses, así que fue bueno saber que aún tenemos un poco de velocidad".

Meeke elogió a los Yaris, diciendo que le recordaba al anterior modelo de Citroën, con el que ganó tres rallies del WRC.

"Para mí los ingredientes de este coche son correctos. Es una de las mejores sensaciones que he tenido en un coche de rallies, similar a la que tuve en la DS 3 en 2016", explicó.

"Lo emocionante es que me siento seguro con el coche desde el principio y en estas difíciles condiciones, así que espero que sea mejor en el futuro.

"Soy feliz. El resultado del rally no está ahí, pero salgo sabiendo que la velocidad sí la tengo".