KTM confirmó a sus pilotos y movió el mercado de pases del Moto GP

Binder y Oliveira serán los pilotos oficiales, Lecuona y Petrucci al equipo satélite y Pol Espargaró se encamina a Honda.

KTM movió sus fichas y dio a conocer la alineación de pilotos de sus equipos para la temporada 2021 del Moto GP. La novedad es que Miguel Oliveira ascenderá al escudería oficial en reemplazo de Pol Espargaró, quien tendría como destino Honda.

El mercado de pases de la máxima categoría del motociclismo mundial comienza a tener definiciones y también a develar las distintas incógnitas. La marca austriaca confirmó que Oliveira dejará la escuadra satélite Tech 3 y pegará el salto a la formación de fábrica para acompañar a Brad Binder, quien también extendió su vínculo hasta 2021.

Binder y el piloto portugués volverá a compartir box luego de que lo hicieran dentro de Moto 3  en 2015 y en Moto 2 durante 2017 y 2018. Además, el sudafricano sumará siete años de trabajo con la terminal de Mattighofen.

Por su parte, la estructura satélite que conduce Hervé Poncharal mantendrá a Iker Lecuona para seguir dándole rodaje, mientras que el asiento de la segunda RC16 quedará en manos de Danilo Petrucci, quien tras anunciar su salida de Ducati coqueteó con Aprilia, pero finalmente se vestirá con los colores de KTM.

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Red Bull KTM Tech3 (@redbullktmtech3) el

25 Jun, 2020 a las 6:47 PDT

Con todos estos movimientos, Pol Espargaró tiene vía libre para irse a Honda y ser compañero de Marc Márquez. Sin embargo, el oriundo de Granollers también tiene una propuesta de Ducati, escuadra que ya confirmó a Jack Miller y que aún no sabe que pasará con Andrea Dovizioso.

Ahora bien, si Espargaró es contratado por la marca del “Ala Dorada” para la próxima temporada, Alex Márquez es quien dejará su lugar. El hermano menor del actual campeón del Moto GP pasaría al LCR Honda, equipo satélite de la fábrica japonesa.

Actualmente, la formación de Lucio Cecchinello tiene como pilotos a Takaaki Nakagami y Cal Crutchlow. El futuro del nipón depende netamente de la marca, mientras que el inglés manifestó sus ganas de continuar, aunque también aparece como el fusible en esta situación en particular.