Lamborghini Countach con el sello de Pagani

El Lambotghini Countach fue un deportivo exitoso que marcó una época. El argentino Horacio Pagani fue el responsable de prolongar su fabricación con el modelo 25° aniversario

El Lamborghini Countach LP 500 se presentó en el salón de Ginebra en el año 1971.

Su presentación fue tan exitosa que la compañía emprendió a partir de entonces una carrera contra relój para satisfacer las solicitudes de los clientes y transformar aquel automóvil de exhibición futurista en un vehículo de producción.

La decisión de presentar el Countach LP 500 en el espacio de Carrozzeria Bertone y no en el de la firma de Sant'Agata Bolognese fue motivada por el hecho de que el stand de Lamborghini ya contaba con la llegada de otro producto exitoso, el Miura SV, perfeccionado después de cinco años de producción.

Countach

El Countach causó tanta sensación, que en los meses posteriores a Ginebra, copó todas las portadas de las principales revistas de autos internacionales.

El proyecto Countach, con código interno LP112, donde LP indica la posición longitudinal trasera del motor de 12 cilindros, surgió del deseo de Ferruccio Lamborghini de mantener la imagen de una empresa a la vanguardia del estilo y tecnología, siguiendo al Miura pero proyectando la imagen de la compañía hacia la modernidad de la nueva década de comenzaba.

Al frente de este pryecto estuvo el ingeniero Paolo Stanzani, quien había estado trabajando en Lamborghini desde 1963, y en 1968 fue nombrado Gerente General y Director Técnico responsable de la parte mecánica del proyecto Countach.

Pero, sin duda, el aspecto más destacado de la "nave espacial" con ruedas creada por los estilistas de Bertone fue su línea: hermosa, limpia, afilada y futurista como ningún otro vehículo de la época. Diseñado por Marcello Gandini, Director de Diseño de Carrozzeria Bertone, el Countach es una obra maestra del diseño automovilístico que sigue pareciendo, después de 50 años, actual y moderna.

Gandini también fue responsable de la decisión de utilizar las puertas tijera que desde entonces han caracterizado la producción de los modelos de 12 cilindros de Lamborghini.

El origen del nombre de este superdeportivo de aquella época tiene que ver con el dialecto de la región Piamontesa.

"Countach" en dialecto piamontés significa asombro.

Marcello Gandini, natural del Piamonte, pensó que esta palabra tenía una fuerza comunicativa y también convenció de ello a Bertone, Ferruccio Lamborghini y su colega Paolo Stanzani.

Tras el éxito del LP 500 en Ginebra, el principal piloto de pruebas de Lamborghini, Bob Wallace, utilizó el coche, equipado con un motor de 4 litros más confiable, para todos los tipos posibles de pruebas en carretera de carea al desarrollo definitivo de la versión de producción.

La carrera por llevar a la serie a este extraordinario automóvil terminó a principios de 1974, cuando el prototipo original se utilizó para las pruebas de choque requeridas para la homologación del automóvil de producción y, posteriormente, se desechó.

Entre 1974 a 1990 se produjeron 1.999 Countachs cinnco series o evoluciones diferentes.

Lambo Countach

Su importancia en la historia de la compañía fue determinante ya que gracias a su extraordinaria "longevidad comercial", prolongada durante más de 25 años con escasas modificaciones, que permitió a Lamborghini sobrevivir a los años más difíciles de su trayectoria industrial.

Junto con el Miura, el Countach representa la columna vertebral de la leyenda de Lamborghini.

Entre sus hitos destaca la forma de cuña de su carrocería, con unas dimensiones extremas (solo 1,07 m de altura) dotada con puertas de tijera.

Se venía el sucesor que era el Lamborghini Diablo pero la compañía o estaba tan segur de discontinuar la produciión del Countach.

El encargado de alargarle la vida a este pura sangre fue nada más ni nada menos que el argentino Horacio Pagani, que siendo muy joven trabajaba ya para la marca desde 1983.

El de Casilda experimentó con un prototipo de laboratorio que se lo llamó Countach Evoluzione.

Su objetivo era reducir el peso del auto y finalmente el nuevo Countach con las modificaciones de Pagani se conoció como 25° aniversario.

El auto tenía la trompa más alta y rediseñadas las tomas de aire que refrigeraban mejor los frenos delanteros.

Modificó los paragolpes traseros mientras que las tomas de aire laterales se agrandaron y fueron pintadas del color de la carrocería.

El auto fue resentado en Monza en 1988 convirtiendose en too un éxito.

El 4 de julio de 1990 es la fecha de producción del último Countach, que se entregó al museo de la marca.