El DTA Racing volvió a sonreír con el mismo auto

Exequiel Bastidas ganó en Rosario y le dio la alegría que necesitaba el equipo con base en San Nicolás.

Ganó Exequiel Bastidas y el DTA Racing explotó de alegría. La estructura necesitaba ese desahogo que se generó cuando el piloto de Paraná recibió la bandera a cuadros antes que nadie en Rosario, ya que esta es la primera victoria de la temporada en las dos categorías en las que participa.

La última carrera que había ganado la estructura a cargo de Ulises Armellini fue el 25 de noviembre de 2018 con Mariano Werner en el Súper TC2000 y este fin de semana Bastidas se impuso con ese mismo Peugeot 408.

En lo que va del 2019 es la primera victoria del equipo, tanto en el TC2000 como en el Turismo Carretera, donde Werner tuvo como mejor resultado dos terceros puestos en Viedma y Neuquén.

En TC2000 no podían hacerlo desde el 8 de octubre de 2017, cuando Hanna Abdallah y Matías Muñoz Marchesi se quedaron con la carrera de invitados en el Oscar Cabalén de Córdoba.

El DTA Racing había ganado en 2018 con Agustín Lima Capitao cuando supo imponerse en los sprint de Concepción de Uruguay y de La Plata, y a pesar de que se considera victoria por la categoría y el equipo lo festejó como tal, en el fondo saben que no fue en una final, lo que significa haber largado adelante por clasificar en esas posiciones (en el sprint se larga con grilla invertida de los doce primeros).  

De esta manera, los dos paranaenses le dieron las últimas victorias en finales para el DTA Racing y con el mismo auto.