El ID. R de VW va por el récord de Nürburgring

El prototipo eléctrico que logró el récord en Pikes Peak, en 2018, ahora intentará batir la mejor marca en el legendario Nordschleife.

El equipo técnico de Volkswagen trabajó en los últimos cuatro meses en diferentes adaptaciones en el I.D R, el prototipo eléctrico de la marca alemana, para batir el récord de vuelta de autos eléctricos, en el mítico Nürburgring Nordschleife, y este miércoles la máquina fue presentada oficialmente al público con sus actualizaciones para el nuevo desafío.

El VW I.D. R logró el registro más rápido de la historia para la clásica trepada de Pikes Peak en 2018, con Romain Dumas al volante, y el mismo piloto francés será el encargado de buscar el próximo objetivo en el Infierno Verde.

El prototipo fue develado ante la prensa. Entre sus principales novedades, las más visibles son sus adaptaciones aerodinámicas, con un alerón trasero más pequeño que cuenta con un sistema de reducción de arrastre. En total se bajó un 20 por ciento de carga general. El diseño volvió al color azul con el que VW ha corrido oficialmente en el WRC y Dakar, previo al “Dieselgate. Por su parte, la transmisión ha sido replanteada y los motores eléctricos son capaces de entregar 500 kilowatts, equivalentes a unos 680 caballos de fuerza.

Dumas deberá bajar el tiempo de Peter Dumbreck, quien en 2017 con el supercoche NIO EP9, marcó un registro de 6m45s9/10 y actualmente es la referencia entre los autos eléctricos. “Estoy acostumbrado a girar en el Nordschleife con autos de GT, pero creo que hacerlo con este prototipo con alta carga aerodinámica será impresionante”, comentó un entusiasmado Dumas, de 41 años, quien tiene una enorme experiencia en este circuito donde ha ganado cuatro veces las 24 Horas de Nürburgring.

Ayer, el ID. R saltó por primera vez a la pista. Y Dumas sintió las particularidades de girar con el prototipo eléctrico en el Infierno Verde. “Estoy disfrutando este momento, tratando de estar tranquilo ahí adentro, con la potencia eléctrica, sin ruidos, girando solo en el circuito… es una cosa grandiosa. Nunca puedes escuchar tantos ruidos que se producen cuando el auto salta y cae. Siempre hay ruidos adentro de los autos. En cambio, este es suave, tranquilo para manejar y tienes que adaptar la velocidad a la vista”.

El primer paso está dado. Y el intento de récord está previsto para dentro de algunas semanas, cuando empiece el verano europeo.