Fenestraz: "El auto de la Súper Fórmula es increíble"

Sacha Fenestraz completó las dos jornadas de “Rookie Test” de la categoría más potente de monopostos de Japón, en la que correría en 2020.

El campeón de la Fórmula 3 japonesa, Sacha Fenestraz, concluyó los dos días de ensayos de post temporada de la Súper Fórmula, en el circuito de Suzuka, con buenas sensaciones en su adaptación a un auto mucho más exigente al que venía acostumbrado y mostrándose competitivo al quedar 6° como el mejor monoposto con impulsor Toyota en la primera jornada, y 7° en la última de las cuatro sesiones que se llevaron a cabo entre el miércoles y jueves.

“Es increíble el auto, con muchísimo downforce, gran potencia, frenos de carbono y gomas muy distintas entre los compuestos medios y blandos”, comentó el piloto franco-argentino respecto de las impresiones del monoplaza del Kondo Racing. El miércoles, Fenestraz (1m37s040) quedó 6° a 0s825 del piloto de Red Bull Juri Vips (Mugen-Honda), quien ya había debutado en la categoría en octubre, en este mismo circuito. Además, Sacha terminó por delante de su compañero de equipo Kenta Yamashita, que fue 7° a 0s882.

En el "Rookie Test" del jueves, la Súper Fórmula batió los récords (extraoficialmente) de Suzuka, conseguido en 2017 por Kazuki Nakajima, de 1m35s907. El primero en bajarlo fue el bicampeón de la categoría Naoki Yamamoto (equipo Dandelion) con un tiempo de 1m35s260. Y 15 minutos más tarde, lo hizo su compañero de equipo, Nirei Fukuzumi, que marcó 1m35s190. En esa veloz sesión matinal, Fenestraz quedó 17°, con 1m37s295. Sin embargo, el franco-argentino por la tarde culminó la última tanda en el 7° lugar, a 1s361 del más rápido Tadasuke Makino. Durante la actividad calló una leve llovizna que no permitió marcar mejores tiempos en la parte final.

“Estuve todas las vueltas con una sonrisa grande. Es un auto increíble. Es muy rápido en todos lados. Pero más allá de eso, me dediqué a aprender lo máximo posible y también me pude adaptar rápido”, contó Sacha aun con el entusiasmo a flor de piel. Y anticipó: “Me llevará un poco de tiempo para poder estar al 100 por ciento arriba del auto. Pero eso es normal. Hay que ir paso a paso, eso es lo importante”.

Fenestraz también se refirió a su equipo de trabajo: “Fue fabuloso trabajar estos días junto al Kondo Racing, que fue el equipo con el que corrí toda la temporada de Super GT y fue como mi familia de las carreras este año. Ellos me dieron esta oportunidad, porque confiaron en mí después de mi gran temporada en la F3”.

Y respecto a su futuro, Sacha se ilusionó: “Espero poder correr en la Súper Fórmula la próxima temporada. Hay un gran nivel de pilotos, un auto impresionante, así que ojalá pueda estar aquí, aprender y dar lo mejor de mí”. Si bien aun no hay ninguna confirmación sobre sus proyectos del 2020, en los próximos días se confirmaría su salto a la Súper Fórmula y al Súper GT 500.