Fórmula E modifica su auto para evitar accidentes

Fórmula E creará un alerón más endeble para evitar contactos

El actual prototipo d ela Fórmula eléctrica,  Gen2, presentado antes de la temporada 2018/19 recientemente concluida, alargará su vida útil hasta el final de la campaña 2021/22.

Dentro de ese plan se realizará una actualización al aspecto exterior, incluyendo un nuevo diseño de alerón delantero y morro, similar al que se utilizó en la temporada 2016/2017 del Gen1.

El director de circuitos de la FIA, Frederic Bertrand, ha revelado que la intención de cambiar el aspecto del auto incluye hacer que la parte delantera cause problemas a los pilotos si golpean la parte trasera de otro, pero sin poner en riesgo la seguridad.

Las primeras carreras de la era Gen2 en 2018/19 tuvieron un número significativo de toques, y la FIA introdujo advertencias para los pilotos ya que el Gen2 era demasiado resistente.

El piloto de Porsche, Andre Lotterer, que compitió con DS Techeetah la temporada pasada, pidió un auto más frágil para favorecer las carreras limpias.

“Introduciremos un diseño, un lavado de cara al coche, en la séptima temporada [2020/21] y está pensado que la parte delantera sea un poco más frágil, de modo que si los pilotos se tocan habrá un autocastigo", explicó Bertrand al portal Motorsport.

gen2

“No queremos retroceder demasiado, por lo que necesitamos encontrar un equilibrio en el que el coche sea un poco más débil en la parte frontal, pero no demasiado. De lo contrario, pasaríamos el tiempo sacando banderas amarillas para recuperar los alerones delanteros, lo cual sería un problema".

“Ahí es donde estamos ahora, tratando de redefinir lo que podría ser un lavado de cara, para la segunda parte de la vida útil del coche".

"No sé si débil es la palabra correcta. Es más que cuando se compite en la mayoría de categorías de monoplazas, si empujás a quien está delante, pierdes el morro y tienes que volver a boxes".

Accidente Fe

“La dificultad que tenemos en este momento es que quien va delante se daña, pero el que va detrás no. Y esto es un gran problema".

"Haremos un coche que sea un poco más auto-castigador. Frágil o débil no es el término porque seguirá siendo muy duro", concluyó.