Gurí Martínez: “Si no arranca en 60 días se complicará muchísimo"

Gurí Martínez analizó la situación del automovilismo, la de su equipo y de los pilotos. “En 2002 fue muy duro, pero ahora tengo 15 personas a cargo”.

“Es difícil acostumbrarse a esta nueva vida. Antes yo arrancaba el día y ya estaba en el taller. Ahora me pongo a pintar, a cambiar la lamparita y muchas cosas de la casa. Descarté muchas cosas que tenía. Y hasta me puse a cocinar, postres, de todo. Pero todo eso fueron los primeros 20 días”, comentó Omar Martínez. El “Gurí”, el ídolo de Ford, que analiza el presente de cuarentena producto del Covid 19 y analiza el futuro, cuando regrese el automovilismo a las pistas.

“Pensábamos que esto iba a pasar rápido. Se fue extendiendo. Uno va dejando de lado la desesperación. Nunca vivimos algo así y hay que cuidarse de la mejor forma y a esperar que regresen las actividades”, destacó el Gurí Martínez en una nota al programa Zona Mixta, que conduce Gonzalo Cornago en Nogoyá, Entre Ríos.

“Desde que era adolescente que no me quedaba tanto tiempo en mi casa. Sólo en el receso podía disfrutar de los fines de semana. Ahora son todos los días iguales”, agregó.

Sobre la actualidad que vive el automovilismo, sin actividad desde mediados de marzo producto de la cuarentena impuesta a raíz de la pandemia por el Covid 19, Martínez explicó: “Con la ACTC estamos en contacto. Han hecho un protocolo, lo presentaron y están a la espera. I bien en EE.UU. ya arrancó la actividad, creo que en julio se pueda llegar a correr en la Argentina. Sabemos que dependemos de los contagios y de la evolución de la pandemia. Charlo con los pilotos del equipo. Son etapas muy difíciles para ellos. Y para los equipos me toca de manera muy compleja. Si no arranca en 60 días esto se complicará muchísimo. Y si vuelve no sé quién podrán apoyar a la actividad.

¿Es el momento más difícil del automovilismo? “Es un momento muy duro. En 2002 se vivió algo muy parecido, pero yo no tenía tantas responsabilidades. Sólo era piloto y dueño de mi auto. Arranque con 5 amigos o familiares. Hoy mi realidad es distinta. Tengo empleados y contratados, son 15 en total”, indicó el Gurí.

Martínez se refirió también al momento que decidió colgar el casco: “En 2017 decidí no comenzar la temporada. Suponía que 3 o 4 fechas después iba a volver. Pero se pasó todo el año y no corrí. Y ya cada vez uno lo ve más lejos. En una nota surgió la posibilidad de correr y de usarla como despedida del Turismo Carretera. Obviamente que me gustaría correr siempre. Pero para todo hay una edad y es bueno darse cuenta que ya a un nivel competitivo ya no estoy. Los reflejos, la vista y otras cosas ya no responden al máximo nivel”.

Y los recuerdos de su época de piloto de Turismo Carretera surgieron: “Cuando me ganaba un Chevrolet lo sufría mucho. Podía quedar la satisfacción de ser el mejor de la marca. Que eso era quizá lo que más dolía cuando me ganaba un Ford”.

Quizá un momento difícil fue cuando llegó la suspensión, en un hecho que tomó gran relevancia mediática: “La suspensión no me pesó nada en lo personal. Cometí el error de usar un motor de repuesto. En el ambiente están los que te apoyan y los que están en contra. Yo siempre trabajé de la misma manera. Cuando cometí un error, fui sancionado y es tema terminado La gente sabe quién es uno. Hoy con las redes sociales es muy distinto a otra época. Hoy se sabe todo. Muchos escriben desde el anonimato. Yo ya estoy más grande y no me pongo a contestar todo lo que leo, por más que insistan con cosas que no son realidad”.