Inicio de la F1: Honda tendrá más potencia en sus motores

Max Verstappen y Alexander Albon tendrán un paquete aerodinámico mejorado, así como un nuevo motor para la fecha de inicio del Mundial. También AlphaTauri.

Se cuentan las horas para el esperado debut dela Fórmula 1 temporada 2020 y en Red Bull estén particularmente entusiasmados. De cara al inicio del campeonato que será en Austria este fin de semana, Max Verstappen y Alexander Albon tendrán un paquete aerodinámico mejorado, así como un nuevo motor para la fecha de inicio del Mundial.

Tendrán un motor Honda con más potencia. Y eso mismo va para Daniil Kvyat y Pierre Gasly, que correrán para AlphaTauri con impulsores de la marca japonesa. Eso se debe a que Honda pudo continuar trabajando en el desarrollo del motor al comienzo de la pandemia, mientras que otros equipos no contaban con esa posibilidad.

En el Reglamento Deportivo hay una brecha que ha aprovechado el suministrador de motores japonés. Honda ha optado por aplazar el periodo de cierre forzado de la fábrica debido al COVID-19 para más adelante. "Se hará una excepción para las fábricas con sede en países donde la ley y/o los sindicatos imponen diferentes períodos de cierre. En este caso, estas fábricas pueden sustituir algunos días del período de cierre por los períodos impuestos localmente. Los fabricantes de motores afectados por esto deben hacer una declaración a la FIA para que a su personal no se le permita ir al trabajo en el país que no esté cerrado durante estos períodos", se puede leer en el Artículo 21.10 del Reglamento.

Por consiguiente, Honda ha podido evolucionar su propulsor. Con la nueva especificación han mejorado tanto la potencia como la fiabilidad. No se sabe con exactitud la ganancia, pero el hecho es que han progresado como se ha revelado en el banco de pruebas.

Ese paso adelante podría concederle una buena ventaja en el arranque del campeonato. Encima, el campeonato empieza en Austria con un doblete en el Red Bull Ring. En esta pista lleva dos años ganando Max Verstappen. Así las cosas, Red Bull parte como favorito para empezar el Mundial con ventaja. Sería una manera de ponerle las cosas difíciles a Mercedes, cuyo dominio en la era híbrida está siendo aplastante.