“La sensación que me dejó el auto me da tranquilidad para el futuro”

Santiago Mangoni culminó octavo en la final del TC luego de comenzar complicado el fin de semana por el mal funcionamiento de su auto.

Durante el fin de semana de Turismo Carretera en Buenos Aires Santiago Mangoni tuvo dos realidades, ya que el sábado estuvo complicado con el Chevrolet y se ubicó 24° en la clasificación. De cara al domingo, el equipo solucionó unos problemas en el auto y el balcarceño pudo avanzar y terminó octavo en la final.

“Más allá de estar contento por el resultado final, que no deja de ser bueno porque estar dentro de los diez en el TC es muy difícil, la verdad que estoy muy contento por el buen funcionamiento del auto que en la primera fecha no lo pudimos tener y el sábado en Buenos Aires tampoco”, le comentó Mangoni a Carburando en primera instancia.

Luego, el balcarceño contó que encontraron unos inconvenientes en el auto que le permitieron pegar un salto en el funcionamiento: “El sábado encontramos que teníamos un problema en la cremallera y con los frenos, particularmente con el regulador. Solucionar esas dos cosas nos dio un gran salto de calidad y el domingo lo pudimos evidenciar. Obviamente que en la final avanzamos algunas posiciones porque algunos se quedaron, pero realmente debo haber pasado más de 7,8 autos cosa que hoy en día en el TC no es fácil, estoy contento por eso”.

Mangoni recuperó el auto para el domingo y avanzó

Por último, dijo: “La sensación que me dejó el auto el domingo me deja más tranquilo para las futuras carreras. Creo que la clave de todo el fin de semana pasó por descubrir los problemas que teníamos en la cremallera. Eso hizo que el auto se comporte distinto y esperemos que con todos los trabajos que se hicieron y los que se van a hacer sigan teniendo resultado”.