Turismo Carretera

Lo privado que se hizo público y generó polémicas

Agustín Canapino se manifestó por el rendimiento del Camry con su equipo, vía radio, y salió al aire en la TV. Eso generó malestar.

Lo privado que se hizo público y generó polémicas
Lo privado que se hizo público y generó polémicas

Todo pintaba para que la quinta fecha de Turismo Carretera terminará en calma. Pero no fue así. Si bien la carrera no dejó nada para analizar, salvo algunas maniobras, las declaraciones de Agustín Canapino generaron bulla y sacudieron una zona de boxes que solo espera el final para regresar a destino. La llegada del Toyota Camry al podio fue el motivo de la crítica. En esta oportunidad el juicio no fue por parte del público sino que vino desde la pista. Por eso sonó más fuerte. Era la expresión de uno de los máximos referentes que tiene el automovilismo argentino.

Miradas que lo decían todo

A medida que Agustín declaraba, “que vergüenza, viene jugando, se viene divirtiendo, es un papelón lo que hicieron con ese auto”; quienes alcanzaron a escuchar en ese momento comenzaron a mirarse entre sí quedando sorprendidos.

 Luego el comentario se fue propagando y llegó hasta al podio. Allí Matías Rossi se sorprendió pero trató de no meterse en el escándalo ante la consulta del periodismo. Lo propio hizo Rody Agut, preparador del motor, y Alejandro Iuliano encargado de la técnica.

¿Termina acá ?

Las declaraciones de Agustín no pasaran desapercibidas y mucho menos para la comisión directiva. Estas cosas nunca caen bien y mucho menos cuando generan dudas y malestar en la categoría. Algunos no dudaron en decir que la CAF podría actuar al respecto agarrándose de un punto que figura en el reglamento deportivo. “Está absolutamente prohibido efectuar públicamente, y por cualquier medio, declaraciones que afecten la imagen del Automovilismo Deportivo, de las autoridades del Ente Fiscalizador y de la carrera; absteniéndose asimismo y en todo momento de comentar, hacer citas, respecto de personas o entidades que se hallen en conflicto con la A.C.T.C.”.

Hacer público lo privado

La declaración de Agustín Canapino fue privada pero se hizo pública. La TV oficial se encargó de mandar un audio que el de Arrecifes le mandó a su equipo para descargar su impotencia o para decir lo que pensaba sobre lo que estaba viendo. Y en ese sentido Canapino tiene todo el derecho a decir lo que quiere. El tema es que acá “se lo mandaron al aire” y eso generó alboroto. De no haber salido lo que salió por TV hoy estuviésemos hablando de otra cosa.  Si Canapino, que es lo suficientemente inteligente a la hora de declarar, lo hubiese querido decir públicamente lo hubiese hecho ante el primer micrófono que se cruzaba. Pero lo hizo con su gente y en privado. Y ahí hay una enorme diferencia.  

 

Recibir mas informacion sobre
Lo privado que se hizo público y generó polémicas

Lo mas leído

Destacadas

TC2000

Ver todas

Turismo Carretera

Ver todas