¡Un Lamborghini Huracán a más de 400 kilómetros por hora!

La empresa Underground Racing de Estados Unidos potenció el motor V10 de 5.2 litros con dos turbos y llegó a los 3.000 HP y superó los 400 km/h.

El hombre y las máquinas de la mano en el camino de superar sus propias marcas y sus más difíciles desafíos. De a poco lo que era inalcanzable se vuelve cercano y en un tiempo se supera. Hace más de 10 años nacía un vehículo cuya silueta nos podía anticipar más o menos sus pretensiones, ya que se asemejaba a uno de esos autos deportivos que buscan salir a ganar récords por ser el más veloz del momento. Cuando se conocieron sus especificaciones se vio que no era un auto cualquiera, sino que se trataba del Bugatti Veyron, una bestia que alcanzaba nada menos que los 400 km/h.

Hoy sigue resultado un registro impresionante pero no tanto como en el año 2005, donde los vehículos de serie ofrecían mucha menos potencia y los preparadores del momento disponían de motores menos picantes que los actuales. Todo ha cambiado y superar dicha velocidad se ha convertido en uno de los objetivos principales en el ambiente de los vehículos exóticos modificados, siendo el mejor ejemplo el Lamborghini Huracán de Underground Racing.

Enfrentarse a un proyecto como este no es nada nuevo para la compañía afincada en Charlotte, Carolina del Norte (Estados Unidos), acostumbrada a trabajar con algunos de los deportivos italianos más potentes del mundo. En esta ocasión el elegido ha sido un ejemplar que luce una decoración multicolor muy singular, cuyo V10 atmosférico de 5.2 litros ha recibido una buena dosis de vitaminas para alcanzar límites inesperados.

Entre las múltiples mejoras realizadas en el corazón del motor diez cilindros, la más importante de todas tiene que ver con la presencia de dos turbocompresores de gran tamaño. Además de ese silbido típico, este par de turbos han hecho posible que la potencia del Huracán aumente hasta una cifra casi exagerada que cuesta creerla, ya que este Lamborghini ofrece nada menos que… ¡3.000 caballos!

Manejar toda esa potencia no es tarea fácil pero tanto el chasis del vehículo como el piloto han podido sobreponerse y en un evento celebrado hace unos días en Colorado han sido capaces de alcanzar, en varias ocasiones, velocidades superiores a los 400 km/h. Además, cabe destacar que este registro no se ha logrado en una distancia exagerada, sino todo lo contrario, fue en apenas media milla (unos 800 metros) el deportivo italiano ha conseguido hacerlo.