Opinión

¡Una vueltita más!

Se cerró la semana de la velocidad en Rafaela y nos quedamos con las ganas de una vuelta más por un final muy confuso

 

¡Una vueltita más!
¡Una vueltita más!

La "Semana dela Velocidad" en Rafaela dejó mucha tela para cortar.

Desde aquella extraordinaria final del TC2000 hasta ésta final del Top Race V6 que tuvo muchos matices durante el fin de semana.

Un acierto de quienens manejan las categoría de correr en un circuito en que generalmente los espectáculos son entretenidos, por la gran velocidad que desarrollan los autos, y por la adrenalina que produce girar a casi 300 km/h.

El óvalo volvió a tener vida, aunque sea limitado por las chicanas, se presta a que las maniobras muchas veces terminen en polémica, confundan a los protagonistas, periodistas y sobre todo a los Comisarios Deportivos.

En más de una oportunidad hay que recurrir a las cámaras de los autos para determinar la responsabilidad de uno u otro piloto y muchas veces las decisiones de la deportiva no conforman con el veredicto final.

El Top Race durante todo el fin de semana venía haciendo un espectáculo más que digno.

Hubo vértigo, tensión, golpes fuertes, un vuelco, maniobras al límite y claro, polémicas.

La final de la categoría superior arrancó con furia y antes de cumplir el primer giro ya empezaron las maniobras ajustadas, al límite y polémicas. 

El choque de Ian Reutemann a Facundo Aldrighetti motivó que Diego Azar y Jorge Barrio se distanciaran considerablemente del pelotón y así llegarían hasta las últimas vueltas donde otra maniobra polémica entre Fefo Di Palma y Marcelo Ciarrochi hizo que ingresara el AS para neutralizar la prueba.

El retiro del auto de Di Palma demando más de la cuenta y sorprendentemente se acabó el tiempo estipulado para la final.

Para sorpresa de propios y extraños misteriosamente cayó la bandera a cuadros y nos faltó la vuelta final como indicaba el reglamento particular de la prueba, 30 minutos más una vuelta.

Nadie entendía el por qué no se completó con una vuelta a velocidad lanzada lo que hubiese generado un final de bandera verde como merecía la "Semana de la Velocidad".

Luego los CD informaron que antes de la final y por un pedido de los equipos se decidió no utilizar la extensión del tiempo en caso de neutralización de la carrera, una medida que se tomó por el temor de quedarse sin combustible.

Una pena que esta determinación arruinase el final de una carrera que prometía mucho más.

Una resolución que solo conocían los equipos, o algunos al menos, y que no fue informada a la prensa en general, ni a los responsables de la categoría, y mucho menos a la TV oficial.

Una resolución antipática que no colaboró en absoluto con el espectáculo.

¿No hubiese sido mejor acortar el tiempo en el recorrido final de la prueba?.

¿Si en vez de correr a 30 minutos lo hacían a 25?.

O para evitar este tipo de decisiones, tomadas apresuradamente, no se vuelve al sistema tradicional, el más común en el automovilísmo mundial, y hacemos las carreras por vueltas, como la Fórmula 1, Nascar, IndyCar y las categorías más importantes del mundo.

Esta confusión final se podría haber evitado.

Y por más que la cuenten como quieran, a la "Semana de la velocidad", le faltó una vueltita más.

 

 

Recibir mas informacion sobre
¡Una vueltita más!

Lo mas leído

Destacadas

TC2000

Ver todas

Turismo Carretera

Ver todas