Carburando

Opinión

Canapino, ¿en contra de Rossi o de la ACTC?

La radio de Canapino exhibió la opinión sobre el Toyota de Rossi; el arrecifeño, ¿apuntó a la ACTC por su disconformidad? 

Canapino, ¿en contra de Rossi o de la ACTC?
Canapino, ¿en contra de Rossi o de la ACTC?

De repente, el ambiente automovilístico sólo habló de un puñado de palabras que se dispararon a través de la comunicación entre Agustín Canapino y el equipo JP, mientras disputaba el puesto con Matías Rossi en la quinta fecha de la temporada del Turismo Carretera en Termas de Río Hondo. 

"Si yo tuviera ese auto ¿Sabes qué?, que vergüenza, es una vergüenza lo que hicieron con el Toyota, viene jugando, se viene divirtiendo”, le manifestó Canapino a su equipo en comunicación por radio. 

A partir de allí, las idas y venidas en función de las apreciaciones del piloto de Chevrolet, en alusión al rendimiento del flamante Toyota Camry, que tanto ruido provocó con su ingreso como la quinta marca a la tradicional categoría. 

“¿Se hizo público?”, fue el cuestionamiento que realizó Canapino tras la carrera, al “sorprenderse” por haberse conocido su apreciación sobre el auto de su histórico rival. Tampoco se hizo esperar la respuesta de Rossi, que argumentó que es “natural” que un auto sin lastre funcione mejor que otro “pesado”, como el Chevrolet del arrecifeño luego de sus sendas victorias. 

Más allá de rivalidades, en un análisis semántico del pronunciamiento que dio origen a la gran controversia, hay un actor fundamental, que parece quedar inadvertido, pero, en definitiva, sería el principal acusado en la apreciación de Canapino: la Asociación Corredores de Turismo Carretera (ACTC). 

LEER MÁS: Canapino: "Es una vergüenza lo que hicieron con el Toyota"

“Es una vergüenza lo que hicieron con el Toyota”. ¿Quiénes hicieron? ¿Los que habilitaron al nuevo modelo? ¿Los que avalan el reglamento? Es interesante el concepto, ya que nadie se refiere de esa forma al trabajo que pueda realizar los integrantes de un equipo, como este caso el responsable del Camry de Rossi. De hecho, la gente de Jakos logró ubicar al nuevo vehículo en el podio en apenas cinco fechas. 

La protesta de Canapino (permítanme dudar de la inocencia de Canapino para expresarse por la radio sobre un tema que podría mencionarlo en la privacidad de su equipo tras la carrera) apunta más allá. Es la ACTC la encargada de otorgar licencias a las marcas en la preciada, o al menos promocionada, búsqueda de la paridad. 

En el caso del Toyota, que ingresó de manera sorpresiva y al parecer si una planificación por parte de la categoría, hay un reglamento técnico abierto, debido a que el Camry realizó las pruebas luego de aquel anuncio de su ingreso, por lo que los tiempos conspiran para dar definiciones sobre su posición respecto de los demás automóviles. 

Los pilotos de elite saben muy bien que en un campeonato como el del Turismo Carretera, que con la Copa de Oro sólo importa el gran rendimiento en las fechas finales de la temporada, cada detalle es fundamental para llegar en óptimas condiciones a esa instancia. 

Y en el caso del Toyota, si se abe el debate en la previa a la Copa de Oro, podría limitarse algún detalle técnico a través del reglamento abierto, y así condicionar a un rival fundamental. 

Los pilotos son muy inteligentes arriba del auto. Y por lo visto, no sólo en la conducción. Preparan terrenos, generan climas y tratan de imponer condiciones. Más allá de la polémica de una radio que sugestivamente se “escapó”, detrás del ruido cada uno juega su juego. Siempre mirando más allá de lo que permite ver el parabrisas. 

 

Crédito foto: ACTC

Recibir mas informacion sobre
Canapino, ¿en contra de Rossi o de la ACTC?

Lo mas leído

Destacadas

TC2000

Ver todas

Turismo Carretera

Ver todas