Ciarrocchi y el desafío que plantea la doble actividad

El cordobés deberá repartirse entre el C4 Lounge de Súper TC2000 y el Mondeo de Top Race en Buenos Aires.

El Súper TC2000 y el Top Race coparán el autódromo de Buenos Aires la semana que viene para darle continuidad a sus temporadas 2021 después de tener que postergar sus compromisos del mes de mayo debido al último DNU publicado por el Gobierno Nacional para ralentizar los contagios de la segunda ola de Covid-19.

Uno de los pilotos que afrontará la doble actividad será Marcelo Ciarrocchi, quien se repartirá entre el Citroën C4 Lounge del FDC Motor Sport y el Ford Mondeo del Lincoln Motorsport. “La preparación es similar a la que hacemos habitualmente, pero el condicionante es que al tener un cronograma mucho más apretado el margen de errar es más chico, ya que comenzamos con una cosa y luego seguimos con otra, lo que nos obliga a tener que dejar todo más ajustado”, manifestó el cordobés en diálogo con Carburando.

Leer más: Todos los horarios para la próxima semana en el autódromo

Al momento de analizar cómo puede influir la exigencia que presenta esta situación particular, el oriundo de Almafuerte consideró que será positiva en cuanto a la adaptación. “Creo que va a ayudar porque en este caso con el Top Race es probable que sea favorable correr la final de Súper TC2000 antes porque me va a permitir tener una referencia clara de cómo va a estar la pista. A esta altura de mi carrera, saltar de un auto a otra ya no cuesta tanto”, explicó.

Súper TC2000

En la continuidad de la charla, el ex piloto oficial Citroën hizo un resumen de la realidad que vive en el Súper TC2000. “Conseguimos resultados parciales muy positivos y nos está faltando ese equilibrio que nos permita ser más competitivos en la final. En San Nicolás estuvimos más abajo que respecto a las carreras anteriores, pero más allá de eso, venimos con un progreso constante en nuestra performance. El panorama para Buenos Aires es muy alentador por todo el trabajo que se viene haciendo hasta acá”, indicó.

En cuando a los aspectos a mejorar, puntualizó: “Nos caemos rápido en el ritmo de vuelta. Tuvimos buenas clasificaciones en Buenos Aires y Alta Gracia, pero no tenemos un rendimiento satisfactorio al momento de correr, lo cual es nuestro punto más débil”.

Leer más: Los que penalizarán en la fecha de Buenos Aires

Otros de los temas que tocó el campeón 2018 del TC2000 fue la implementación del Push to Pass y su incidencia en el espectáculo. “Nos viene yendo bastante bien con el botón de potencia extra. Siempre hay cosas para mejorar, pero el staff técnico del FDC Motor Sport ha planteado muy bien la estrategia de cómo usarlo en carrera. Es notorio que todos trabajan para optimizar su utilización y eso se nota a medida que pasan las fechas. Si solucionamos el problema de ritmo que tenemos, vamos a ser competitivos”, afirmó.

Y agregó: “Sin lugar a dudas, el sistema ayudó a mejorar los espectáculos. Tal vez no en el grado que la gente pretende, pero quedo claro que es positivo y permite que haya más acción en pista respecto a cuándo no lo teníamos”.

Top Race

Por otro lado, el piloto de 34 años habló de su presente en el Top Race, donde marcha cuarto en el campeonato y ganó en la apertura del torneo en Buenos Aires. “Estamos siendo protagonistas con el Lincoln Motorsport. No tuvimos inconvenientes para estar adelante desde el comienzo del año. Si bien cada fecha es diferente, podemos decir que tenemos un nivel muy bueno”, señaló.

Leer más: Agustín Canapino hizo doblete la última vez en Buenos Aires

En la misma línea, resaltó lo rápido que entró en feeling con la formación que comanda Andrés Ramuzzi. “Es un equipo con mucho trabajo y que quiere pelear siempre adelante. Además, los resultados están ayudando a que el ambiente dentro de la escuadra sea bueno. Ellos se conocen desde hace mucho tiempo y está muy aceitado el funcionamiento de la estructura”, destacó.

“Las cinco carreras que hice el año pasado con el Octanos Competición me ayudaron mucho a prepararme y a tener un conocimiento completo del auto. Contar con una buena base me ayudó a entender rápido lo que necesitaba del Ford Mondeo y el Lincoln también lo interpreto muy bien, por lo cual el esfuerzo en conjunto mostró resultados rápidamente”, se explayó.

Pandemia

En el final, Ciarrocchi contó que no les es un impedimento que las competencias sean en días de semana porque su actividad principal es el deporte motor. “Desde hace un par de años para acá, mi prioridad es el automovilismo. Entonces, no me complica correr entre semana porque mi actividad fuerte son las carreras. Mis obligaciones laborales la delegó tranquilamente porque la empresa familiar está organizada para funcionar sin que yo este, por lo cual no cambia para nada”, expresó.

“Es más lindo que las competencias sean los fines de semana, pero en esta situación que estamos viviendo ayuda mucho seguir corriendo y valoró el esfuerzo que hicieron las categorías para organizar estos eventos porque necesitamos tratar que el deporte no pare y que podamos seguir adelante la mayor cantidad de tiempo posible”, añadió para cerrar.

 

Fotos: Prensa Súper TC200 - Top Race - Lincoln Motorsport