Ferrari aumentó sus ventas en un 14% en lo que va del año

El modelo Portofino que cuesta 215.000 euros, empujó el aumento. La llegada de nuevos modelos anuncia mejores cifras de la marca italiana.

Ferrari ha logrado un aumento del 14% en las ventas de sus modelos en el primer trimestre de 2019, en comparación con el mismo periodo de 2018, lo que supone alcanzar el mayor nivel de ventas de su historia en términos parciales.

Tras un 2018 muy positivo en modelos producidos y vendidos, cumpliendo poco a poco con el plan previsto por el fallecido Sergio Marchionne de aumentar las cifras de ventas de la marca del Cavallino Rampante, y con ello, incrementar también los beneficios. En concreto, en el primer trimestre del 2019 han registrado un aumento del 14% en términos globales respecto al mismo periodo del año anterior.

El gran motivador de este incremento en las ventas ha sido el Ferrari Portofino, que podríamos definir como el modelo de acceso a la marca, un cabrio con un precio inferior a modelos más prestacionales, con 215.000 Euros como precio base. Hablamos, eso sí, de un modelo con un motor V8 biturbo de 600 caballos, lo que lo configura como el convertible de techo rígido más potente del momento.

Ferrari ya ha entregado 2.610 automóviles en 2019, que fueron 2.128 durante el mismo período en 2018. Si vamos por zonas, encontramos que en América las ventas han experimentado un crecimiento del 27%, mientras que es en Asia donde el incremento es notable, al crecer un 79% en China, Hong Kong y Taiwán. Obviamente, no es sólo el Portofino el que ha crecido, ya que los modelos con motor V8 han aumentado un 30’6%, mientras que los V12 crecieron, aunque en menor medida, en un 4’1%.

Nuevos modelos, como el 488 Pista, el F8 Tributo o el futuro Purosangue,  también ayudarán a mantener el impulso creciente en las ventas. Una tendencia que también experimentan otras marcas, como McLaren o Lamborghini, y que denotan la buena salud del segmento de deportivos de lujo y alto rendimiento.