Una joya del rally en el festejo de Abarth

Homenaje al Abarth 124 rally, tras los éxitos en la Copa FIA R-GT y el Campeonato de Europa de Rally, y más de 40 victorias en campeonatos italianos.

Abarth celebra el 70 aniversario de su fundación y aprovecha el Salón de Ginebra para los festejos con una presentación relacionada con el rally: la edición limitada Abarth 124 Rally Tribute, de glorioso pasado en los deportes de motor. Se trata de un homenaje al Abarth 124 rally, que después de una temporada repleta de éxitos que han culminado con la victoria en la Copa FIA R-GT y el Campeonato de Europa de Rally, y más de 40 victorias en 12 diferentes campeonatos italianos, tiene como objetivo defender su posición dominante en 2019 y los títulos ganados.

Abarth 124 Rally Tribute

Producido en una edición limitada de tan solo 124 unidades, el nuevo Abarth 124 Rally Tribute muestra contenidos únicos que lo convierten en un auténtico "objeto de colección", como el específico logo conmemorativo en los guardabarros y la placa de metal numerada en el habitáculo que certifica su estatus exclusivo. La característica estilística exclusiva y su atuendo de serie incomparable convierten a este vehículo en un emblema de los valores fundamentales de la marca: prestaciones, cuidado artesanal y excelencia técnica.

Al igual que el 124 Spider del que deriva, el nuevo Abarth 124 Rally Tribute es extraordinariamente ágil y dinámico, gracias sobre todo a su diferencial mecánico autoblocante, uno de los pocos vehículos que lo ofrece en este segmento, y a su peso concentrado entre los dos ejes. Su peso ligero de tan solo 1.060 kg garantiza una agilidad excepcional, con una excelente relación peso/potencia de 6,2 kg/CV.

Bajo el capot palpita un potente motor 1.4 turboalimentado de cuatro cilindros con tecnología MultiAir. Con la homologación Euro 6/D, desarrolla 170 CV (en otras palabras, unos 124 CV por litro) y 250 Nm de par, con una velocidad máxima de 232 km/h y acelera de 0 a 100 km/h en 6,8 segundos en combinación con el cambio manual de seis velocidades. Por último, la suspensión es de cuadrilátero alto delante y multilink de cinco brazos detrás.

Abarth 124 Rally Tribute

Por no mencionar el uso del legendario escape Record Monza en el nuevo Abarth 124 Rally Tribute, con un sistema Dual Mode capaz de modificar el flujo de los gases de escape en función de las revoluciones del motor y garantizar un suministro de par lineal generando un rugido profundo y satisfactorio. Otras características técnicas derivadas de las carreras incluyen los frenos, desarrollados y producidos por Brembo, y las llantas de aleación ultraligera de 17" con acabado Blanco Racing, que permiten reducir el peso en 4 kg, lo que brinda una maniobrabilidad mejorada y un diseño aún más deportivo.

El nuevo Abarth 124 Rally Tribute está disponible en dos colores de carrocería, Rojo Costa Brava y Blanco Turini, ambos combinados con un capó negro mate, una referencia al histórico Abarth 124 Rally que presentó esta solución para evitar que el piloto se deslumbrara con el sol. Además, las carcasas de los retrovisores y el alerón tienen un color Gris Gun Metal en la carrocería Rojo Costa Brava o Rojo Racing con el color Blanco Turini.

El atuendo de serie también incluye lujosas características de confort, como los asientos de piel calefactables, el kit Alcantara, las alfombrillas Abarth y el Pack Radio Plus. Este pack incluye el sistema de entretenimiento integrado, controlado mediante un cómodo mando fácil de usar en el túnel central. También cuenta con una pantalla táctil a color de 7 pulgadas, sintonizador digital DAB, dos puertos USB, conector auxiliar y conexión Bluetooth. Se combina con un sistema de sonido Bose con nueve altavoces, cuatro de los cuales están integrados en los reposacabezas. El pack incluye climatizador automático.

Los accesorios clave disponibles en el catálogo Mopar para el Abarth 124 Spider incluyen la capota rígida de fibra de carbono: ligera, segura y altamente tecnológica aporta al vehículo un auténtico estilo coupé, además de conservar toda la emoción y la diversión al volante que solo un auténtico descapotable puede brindar. La barra de puntales sobredimensionada garantiza una mayor rigidez torsional para una maniobrabilidad aún más excelente. Por no mencionar una serie de accesorios, como el kit de soporte para bebidas con anillos plateados y la copa de aluminio con el logo 124 Spider, que ayudan a hacer que el interior sea aún más exclusivo, mientras que la red del maletero con el logotipo Mopar ayuda a organizar la carga, para la máxima libertad en ruta.

Abarth, 70 años de estilo y prestaciones profundamente arraigados en los deportes de motor

La leyenda de la marca comenzó el 31 de marzo de 1949 cuando Carlo Abarth (1908-1979) fundó Abarth & C. junto con el piloto Guido Scagliarini. El primer vehículo producido fue un 204 A, basado en el Fiat 1100, que inmediatamente ganó el campeonato deportivo italiano 1100 y el título de Fórmula 2. Desde entonces, la historia de Abarth ha estado llena de récords de carreras e industriales, siempre con el espíritu del fundador combinando prestaciones máximas, cuidado artesanal y evolución técnica constante. Y gracias a los extraordinarios logros del Abarth 124 Rally, el público internacional ahora vuelve a disfrutar de toda la emoción y el entusiasmo que se originó a mediados de los años cincuenta cuando, más allá de una asociación cada vez más estrecha con Fiat, comenzó la leyenda de la marca del Escorpión en los deportes de motor: 10 récords mundiales, 133 récords internacionales y más de 10.000 victorias en pista. Y la lista de vehículos Abarth que han pasado a la historia del automovilismo es realmente larga: desde los autos aerodinámicos que batían récords construidos en asociación con los mejores constructores de Turín en modelos derivados de Fiat, hasta el 850 TC que ganó en todos los circuitos internacionales, incluyendo el de Nürburgring, y el 2300 S, que estableció una increíble serie de récords en el circuito de Monza. A partir de 1971, Abarth pasó a ser de propiedad exclusiva de Fiat y la leyenda continuó con el Fiat 124 Abarth, ganador del título europeo de 1975, el 131 Abarth campeón mundial de rally de 1980 y el Ritmo Abarth.

Si bien estos triunfos, firmemente asentados en la imaginación colectiva, son impresionantes por sí mismos, la importancia de las carreras siempre ha sido mucho más profunda para los ingenieros y expertos técnicos de Abarth: proporciona un exigente banco de pruebas, ofreciendo las condiciones más duras para probar las tecnologías más innovadoras, listas para transferirse a los vehículos de Abarth. Este es el único camino para lograr lo mejor en términos de prestaciones, seguridad y fiabilidad. Los dos nuevos vehículos presentados en Ginebra no son una excepción y seguramente ayudarán a consolidar el éxito de ventas alcanzado en 2018, cuando la marca registró sus mejores ventas en Europa, con casi 23.500 unidades patentadas y un crecimiento del 36,5 % en comparación con 2017. Los resultados fueron particularmente sobresalientes en algunos mercados: por ejemplo, en Gran Bretaña, Abarth estableció su récord nacional con 5.600 unidades vendidas y un crecimiento del 27 %, mientras que en España vendió 1.450 unidades, lo que representa un crecimiento del 27 %. Además, en Europa la base de fans de la marca se está ampliando a un ritmo vertiginoso, con más de 100.000 fans registrados en la comunidad Abarth Scorpionship. Para celebrar estos logros, así como el histórico cumpleaños, la marca ha lanzado la gama Abarth "70th Anniversary", que incluye el Abarth 595, el Abarth 124 y desde hoy también los modelos Abarth 595 esseesse, todos identificados en el exterior por el logotipo específico para hacerlos únicos y exclusivos.

El 70 aniversario de la leyenda de Abarth también se celebra en el Salón Internacional del Automóvil de Ginebra 2019: en un área especial creada por los mejores organizadores del evento, los visitantes podrán admirar una exhibición especial que incluye una serie de coches clásicos de varias colecciones que narran la historia de Abarth desde sus primeros días. FCA Heritage estará presente con el precioso Abarth 750 Record (1956), que en junio de ese año estableció un total de 14 récords de velocidad y resistencia en la clase H.