Especulación precoz

STC2000 implementó el sistema de lastres en Paraná y fue la mejor carrera en mucho tiempo a pesar de los pronósticos y las especulaciones

STC2000 realizó en Paraná una de las mejores carreras de los últimos tiempos. Hubo lucha, sobrepasos, polémicas y una definición extraordinaria en la última vuelta. Lógicamente también hubo especulaciones.

La categoría necesitaba un cambio y en este 2019 se hicieron varios.

Pedíamos a gritos partida detenida y se larga con partida detenida.

Rogábamos confiabilidad en los motores y sobre cinco carreras los mismos no han tenido casi inconvenientes, ni roturas, con un rendimiento óptimo.

Todo cambió, toda trasformación requiere un cierto tiempo. 

STC2000 hizo dos cambios muy grandes reemplazando lo frágiles motores V8 por los nuevos motores turbo, cambió la configuración aerodinámica con el fin de provocar sobrepasos, algo que carecen hoy la mayoría de las categorías en el mundo.

En una etapa de transición no se le puede exigir demasiado. Pasaron cuatro carreras y la dirigencia en forma conjunta con las terminales acordaron hacer un cambio en el reglamento deportivo que llevó a la ultilización de los lastres a cargar a los cuatro primeros de la clasificación.

Sin que esto se pusiera todavía en práctica, ya el día sábado la palabra que más se escuchaba fue "especulación". Todo el mundo apresuradamente decía que iban a especular, sin pensar demasiado, ni medir las consecuencias que esa estrategia podía deparar.

Indudablemente no cayó bien a la hora de la superclasificación generando, este sistema, incertidumbre y dudas, lo que provocaron una carrada de críticas, puede ser razonable en algunos casos y en otros, como digo habitualmente, cuestionando cada paso que da la categoría, simplemente "por deporte" y  muchas veces sin fundamento.

Nadie se tomó el tiempo para esperar la carrera. Todos ya emitieron un juicio apresuradamente sin esperar el resultado final, de esta variante reglamentaria, que se realizó para mejorar los espectáculos en la carrera, en el plato fuerte del domingo, la gran final.

Y  sorpresa!!! la carrera fue un éxito. Un espectáculo que hacía mucho tiempo no veíamos en el STC2000. La mejor carrera en mucho tiempo, con los mejores pilotos del país poniendo todo, manejando como saben hacerlo, olvidandose de las especulaciones y dejando todo en la pista. 

STC2000 Paraná

Desde los que largaban adelante hasta los del fondo corrieron bárbaro. Emocionantes maniobras, y un final de película con una maniobra de antología con dos de los mejores exponentes de los últimos tiempos del automovilismo nacional como Matías Rossi y Facundo Ardusso.

A veces muchachos la ansiedad nos hace cometer errores. Saber esperar nos puede dar más satisfacciones que dolores de cabeza y en un automovilismo, que pareciera que los pilotos se tienen que pasar cincuenta veces por carrera, este domingo me vine de Paraná lleno de emoción, esperanza y de autos de carrera.